Norte vs Sur

Gran final hemos visto, gran final para quien gusta del handball defensivo y sobre todo gran final para quién ama los partidos con grandes acutaciones de los porteros.
Hemos visto dos estilos diferentes, dos maneras de defender el arco basadas en filosofías diversas. Dos porteros que sin ninguna duda han estado entre los mejores de su equipo , ya sea hoy que durante todo el torneo.
A mi manera de ver las cosas , Serbia se ha mantenido en partido gracias a Darko Stanic. Y aca me pongo de pie para aplaudirlo, Stanic ha hecho un campeonato SUPERLATIVO, con su particular estilo ha logrado mantener durante todo el campeonato una regluaridad impresionante.
Por el otro lado Nikas Landin Jakobsen, ha recorrido el mismo camino que su equipo yendo de menos a mas, llegando a brillar en la final junto a Mikkel Hansen como los mejores de su equipo.
Pero por sobre todas las cosas, hemos visto la muestra de fuerzas de dos de las principales escuelas de porteros que podemos encontrar hoy en día en el handball internacional. La escuela Yugoslava o balcánica y la escuela Nórdica.

 

  • Comencemos por la escuela nórdica.

Esta propone básicamente ponerle mucho cuerpo al balón, es decir, parar el tiro con la mayor cantidad de cuerpo detras del balón. Un ejemplo sería, supongamos un tiro de 9 metros, en el cual los nórdicos enseñan ir a pararlo con todo el cuerpo, siempre que sea posible obviamente, y no con la puntita del pie o de la mano. Esto implica que si el tiro va abajo, el arquero tiene que hacer el famoso deslizamiento con el talón y tirarse al piso para parar con mano y pie . Esto tiene un porqué, cuanto más cuerpo le pongamos al balón por detrás, menos posibilidades hay que el balon toque al arquero y entre igual en el arco. Cuantas veces nos lamentamos de los tiros que tocamos y van dentro?
Obviamente esto requiere una gran flexibilidad y explosividad de piernas. Veamos sino la facilidad que tiene Landin para parar abajo estirandose mucho con una velocidad increible, o el mismísimo Thomas Svensson , quién a mi entender es el máximo exponente de esta escuela.
Respecto a los tiros de 6 metros, los nórdicos enseñan que el arquero no debe tirarse con todo abajo o saltar con todo arriba, sino que prefieren trabajar hacia un lado o hacia el otro , izquierda o derecha, siempre con manos y pies juntos para mayor seguridad como dijimos antes.
Es importante para esto, que el tronco corporal esté siempre de frente al lanzador .
Los máximos exponentes de la escuela nórdica son : Thomas Svensson, Peter Gentzel, Kasper Hvidt, Matts Olson. Y como jovenes realidades encontramos a Johann Sjostrand, Niklas Landin, Andreas Palicka, Dan Beutler.

  • Pasando a la escuela yugoslava

Hay que decir que en lo que respecta a los lanzamientos externos es el opuesto a la escuela nórdica, el portero RARAMENTE va al suelo ,existen excepciones por supuesto, para tomar un ejemplo basta solo recordar a Stanic parando todos esos tiros a dos manos y siempre de pie casi nunca yendo al piso. Los balcánicos prefieren esta técnica porque sostienen que es mas veloz estirar la pierna y brazos que tirarse con todo el cuerpo hacia donde se dirige el balón. A esto le sumamos que en caso que el portero de rebote al tiro, si está de pie es mucho mas fácil parar el tiro sucesivo que si uno está tirado en el piso. Para parar segun esta escuela se requiere una gran concentración y un gran sentido de la ubicación. Sucede igual en los tiros desde el extremo, cuantos tiros ha parado Stanic casi sin moverse? Le bastaba quedarse en la posición justa y muchas veces le tiraban al cuerpo.

En cuanto respecta a los lanzamientos desde los 6 metros, los balcánicos tienden trabajar mas mostrando al lanzador donde quieren que les lance, osea induciendo al lanzador y metiéndose en la posición justa para poder realizar la parada.
Los máximos exponentes de la escuela balcánica o yugoslava son : Dejan Peric, Zoran Djordic, Mirko Basic, Vlado Sola, Venio Losert, Danijel Saric.
En ambas escuelas es muy importante la colaboración defensa-portero a la hora de bloquear al lanzador. Los nórdicos prefieren trabajar evitando que el lanzador cruce su tiro, lo obligan a tirar al palo paralelo al brazo, mientras que los balcánicos prefieren trabajar con un palo fijo, osea en todos los casos el bloqueo cubre un palo y el portero el otro, siendo acordado con anterioridad.

Como para los nórdicos es importantísima la capacidad físico-atlética, para los balcánicos lo es el estudio de los lanzadores rivales ,se dice que Dejan Peric conocía ABSOLUTAMENTE TODO de cada uno de sus rivales, y con todo nos referimos a el repertorio de tiros posible.

Extraño es el caso de Arpad Sterbik, quien con el correr de los años ha tomado mucho de la escuela nórdica siendo balcánico, sobre todo en su forma de parar lanzamientos a distancia, muy posiblemente se de esto por la cantidad de años que lleva jugando en España pero no podemos decir que Arpad sea un portero típico balcánico o típico nórdico, sino que toma cosas de las dos escuela, tal como lo hace Thierry Omeyer, o David Barrufet para citar mas ejemplos.

Después de haber hablado tanto de técnicas y escuelas, me queda por decir que uno puede parar de una manera o de la otra yendo abajo o quedándose parado, pero lo mas importante para un arquero es tener una mentalidad ganadora y positiva, esa que hace que los lanzadores no sepan a donde tirar cuando están enfrente del arquero, esa que hace que digan que para ser arquero hay que estar loco. Sera cierto ??

No comments yet.

Join the Conversation