La promoción en descenso directo

Hace un tiempo se anunció desde Femebal con bombos y platillos la creación de la categoría “Promocional” para dar lugar a todos aquellos jugadores que por diversos motivos no podían participar de las competencias federativas “regulares” por decirlo de alguna manera.

En un principio la noticia fue celebrada por los amantes del Handball, ya que el único costo que se pagaría sería el de arbitraje y daría la posibilidad de darle rodaje a muchos chicos y chicas sin posibilidades de competir en sus clubes. Hasta ahí todo perfecto, progresismo y difusión en estado puro. Es más, la inscripción tuvo que postergarse debido a la “gran cantidad de equipos inscriptos” (sic)

Pero me tomé el trabajo de ir relevando datos y buscando opiniones, resulta que el torneo es un fracaso absoluto debido a la baja cantidad de equipos inscriptos. En mi caso particular, el club en el cual trabajo anotó Cadetes puesto que contaba con 23 jugadores en esa categoría, desde la creación de la categoría hasta el día de la fecha sólo disputaron un partido y ni siquiera figuran en el fixture de la competencia. Resultado muchos de esos chicos ante la falta de competencia dejaron de venir, los que persistieron subieron al equipo pero con clara diferencia de nivel. Pero ¿donde está la promoción del deporte entonces? Se suponía que se creaba esta modalidad para jugar mas, no menos.

En el resto de las categorías los equipos brillan por su ausencia, repasemos:

En varones:

Infantiles: 3 equipos, Menores: 4 equipos, Cadetes: no aparece, aparentemente sólo 2, Intermedia: 4 equipos.

Resumiendo en todas las categorías masculinas sólo hay 11 equipos, que conforman torneos de no más de 2 o 3 partidos, o el doble si se los hace ida y vuelta.

En mujeres:

Cadetas: 6 equipos, Juveniles: 3 equipos, Intermedia: 4 equipos.

No hay ni infantiles ni menores, 13 equipos en total. El torneo de Cadetas sería el único interesante ya que propone 5 fechas que podrían ser 10.

No hay que ser brillante para percibir que con esta cantidad de equipos y de partidos lejos se está de “promocionar” el deporte. Ustedes me podrán retrucar diciendo que fueron los equipos los que no se anotaron, pero si justamente la medida es promocionar, e intentar que esos jugadores promocionales luego pasen a ser jugadores federados dentro del ámbito de la competencia de Femebal se debería haber hecho algún tipo de campaña, concurrir a los Colegios, difundirlo en los medios, etc. Solamente con abrir un link en la página y esperar que se anoten no basta.

El otro dato preocupante es que la Federación Metropolitana, amparándose en una circular, prohibe a sus jugadores jugar partidos para otras Federaciones que no estén afiliadas a la CAH, sancionándolos incluso si lo hacen. Esto tiene dos puntos que me llaman poderosamente la atención, en un deporte 100% (por no decir mil %) AMATEUR prohibirle a los jugadores jugar en otras federaciones me parece prohibir el libre albedrio, yo pago en Femebal religiosamente para jugar, pago la cuota de mi club, ¿Quién me puede decir algo si juego en la Liga de San Miguel con mis compañeros de Colegio? Con ese mismo criterio me podrían sancionar si hago Tae Kwondo en la Sociedad de Fomento de mi barrio, ¿o no?

Y lo segundo ¿por qué poner palos en la rueda a Federaciones que sólo buscan acercar más gente al Handball? Creo que el mecanismo debería ser diametralmente opuesto, los dirigentes de todas las federaciones deberían sentarse a charlar y buscar la forma de lograr un objetivo: QUE MAS GENTE JUEGUE AL HANDBALL. Que las ligas como Fedeba y la del Oeste tengan cosas perfectibles y para mejores es absolutamente cierto, pero en lugar de condenarlas ¿por qué no las ayudamos a crecer? En definitiva muchos equipos que hoy juegan en Femebal han surgido en estas ligas promocionales. Y llegado el caso si no existe la posibilidad de confraternizar, como mínimo no se debería sancionar a los jugadores, no tiene ningún sentido. En todo caso los clubes que enfrentan a jugadores federados estarían perjudicados, y no al revés.

Creo que si el objetivo de todos es mejorar el Handball, sumar gente, mejorar la cantidad y calidad de las competencias se deberían revisar estas cuestiones. Si no estamos perdiendo fuerza en tirar cada uno para su lado, este momento puntual de los Gladiadores debe ser acompañado por políticas inclusivas y de crecimiento, caso contrario será sólo un lindo recuerdo. Es mi humilde opinión.

Aquí se puede consultar el fixture promocional

Acá la nota que escribí antes de la creación del Promocional

Papá baboso, esposo enamorado, extremo derecho y entrenador de Handball. Disfruto mi familia y mi trabajo. Enfermo del Balonmano.
Máster en horno de barro y parrilla.

No comments yet.

Join the Conversation