Contradicciones

Si uno pudiera pensar en la mejor forma de fortalecer, fomentar y difundir el deporte en un país sin duda que consagrarse campeón Mundial es de las mejores. La difusión, la exposición y la cantidad de gente que arrastra un título mundial son dificiles de comparar con otras cosas.

España logró en forma brillante su segundo título, además mostró una enorme capacidad organizativa y el pueblo acompañó masivamente al equipo.
Una de las reflexiones post partido fue que pese a la crisis que atraviesa la Liga Asobal la selección se quedó con el máximo lugar. Y quizás también que esa fuga de extranjeros serviría para promover y asentar más talentos nacionales, es un punto de vista.

Pero esta mañana amanecimos con la noticia de que el Atlético de Madrid, uno de los dos grandes junto al FC Barcelona, reducirá su presupuesto a la mitad. Con lo que no podrá renovarle sus contratos a Julen Aguinagalde (mejor pivote del Mundial) y a Joan Cañellas (6/6 en la final), dos exponentes del balonmano español, ambos jóvenes y con muchísima proyección.

Entonces está claro que el balonmano español o no goza de buena salud, o se enfrenta a una reconversión, pasará a ser un país “exportador” de jugadores y su Liga será dominada absolutamente por el Barca que mantiene su gran equipo.
Además de la no renovación de los campeones del mundo dos compañeros de Pablo Simonet y Fede Fernandez en el Cuenca dejan el equipo, Alfredo Sorrentino fichado esta temporada se va al Lemgo alemán y el lateral derecho Stefan Covar se vuelve a Croacia.

La crisis sigue golpeando, pese al excelente Mundial.

Papá baboso, esposo enamorado, extremo derecho y entrenador de Handball. Disfruto mi familia y mi trabajo. Enfermo del Balonmano.
Máster en horno de barro y parrilla.

No comments yet.

Join the Conversation