El diván y la almohada, claves del europeo

1kopjlarSe está disputando en Polonia el torneo Europeo de Handball, siempre hemos dicho que es el torneo más duro de todos. En un deporte como el nuestro con vasta tradición europea es más que lógico que el torneo continental sea más dificil, competitivo y duro que el mismo mundial o hasta un Juego Olimpico.

Este Europeo tiene dos particularidades, una que se da cada 4 años y otra nueva, al disputarse en año olímpico los equipos deben prepararse para la competencia teniendo claro que se juegan una plaza en los JJOO o en los torneos preolímpicos, y que en caso de conseguirlo deberán seguir trabajando con intensidad y sin pausa hasta la máxima cita del deporte mundial. Y la otra particularidad es el formato nuevo de la Champions League del que ya hemos hablado en varias ocasiones, una modalidad muy atractiva para el espectador que está con los pochoclos en el sillón pero destructiva para los protagonistas que deben sumarle a su competencia doméstica una auténtica batalla contra otro equipo igual o mejor por semana.

Hay dos facetas del deporte que son relativamente “nuevas”, una que va mejorando día a día, y otra muy poco explotada aún, si bien algunos equipos comienzan a incursionar en ella. Hablo de la preparación física y la preparación psicológica, ambas DETERMINANTES en el alto rendimiento.
Hace no tantos años era el mismo entrenador quien daba la parte física y la parte técnico-táctica, incluso en la selección Argentina hasta el año 2001 aproximadamente no había designado un preparador físico, y estamos hablando de 15 años atrás, no 50.
El concepto de “jugar al Handball” estaba asociado a pasar la pelota, lanzar y defender, hoy el deporte ha evolucionado muchísimo, la preparación física es imprescindible en cualquier equipo que pretenda lograr algún resultado. La velocidad del juego ha aumentado a niveles exponenciales, hoy los jugadores son verdaderos atletas. El concepto de preparación física específica ha dado un gran vuelco al Handball, a nadie se le ocurre poner a entrenar a sus arqueros con los jugadores de campo hoy en día, ni salir a correr por los médanos, hoy el trabajo físico está DIRECTAMENTE relacionado con lo que pasa en la cancha, porque de eso se trata, de entrenar para jugar mejor al Handball, no para estar más lindo o correr una maratón.

Pero ¿qué sucede con un jugador con un calendario tan exigente como este? ¿es posible “preparar” físicamente a un jugador que prácticamente no tiene descanso? ¿Cómo llegan los jugadores de los clubes a sus selecciones? Yo creo, y esto es un punto de vista muy particular, que en este Europeo se nota la merma física notablemente, a simple vista hay equipos que se resignan a correr, jugadores que caminan demasiada y una rotación inusual en jugadores claves que antes tenían muchos más minutos. Creo que los entrenadores más que por táctica rotan pensando en preservar las piernas para el desenlace.

La otra cuestión por fuera del juego en si que noto es como influye la parte psicológica en el desarrollo de los partidos, equipos que cuando son candidatos no pueden rendir y equipos que no tienen nada que perder y en base a eso juegan con un desparpajo que les permite hacerlo mejor que nunca. ¿Partidos “psicológicos”? Noruega que es la selección que mejor ha jugado a lo largo del torneo cuenta con un plantel muy jóven, cuando enfrentaron a Macedonia para rematar su pase a semis apenas pudieron rescatar un empate cuando todos lo daban como candidato, y Macedonia a la inversa, ya fuera de todo pudo jugar muy bien ante un gran equipo y sin embargo ayer perdió con Bielorusia. Cuidado, esto habla también de la paridad de nivel entre todos los equipos, pero tenemos más. Hungría está haciendo uno de los peores torneos que uno pueda recordar, sin embargo ya sin chances si quiera de entrar al pre olímpico enfrentó a España que tenía que ganar o ganar y los magiares hicieron el mejor partido del torneo, Nagy volvió a ser el de siempre y puso a sus ex compañeros del Barca en serios aprietos, los de Cadenas se quedaron con una victoria muy justita.

Otro equipo que además de jugar muy bien ha demostrado una entereza mental increíble es Alemania, con muchísimas bajas y casi todos podríamos decir titulares como Weinhold y Dissinger (lesionados durante el torneo) y Groetzki, Gensheimer y Wiencek que ni viajaron, los teutones sacaron de la galera un torneo casi perfecto, derrotando a Suecia y a Rusia por la mínima y sacando a un candidato como Dinamarca. Con jugadores jóvenes y varios sorpresa como el caso del arquero Wolff, Alemania nos demuestra que si la confianza y la cabeza están bien las cosas pueden salir (hay que saber jugar, obviamente)

1polonia
Y sin duda la frutilla de este postre psicológico  fue el partido entre Polonia y Croacia, cuando el 99% del mundo entendía que Polonia YA estaba en semi finales y la única duda que cabía era si tras la derrota de Francia una derrota, impensada, por 4 goles con los croatas metería nuevamente a Les Experts en discusión. Ah claro, Croacia ganando por 11 dejaba afuera tanto a Polonia como a Francia pero ¿a quien se le ocurre? Y sin embargo la catástrofe ocurrió, no sólo perdió Polonia, si no que perdió con un baile inusitado, nunca visto y absolutamente imprevisible, los croatas ganaron no por 11 si no por 14 y llegaron a 37 goles, una locura total. Los locales NUNCA estuvieron en partido, del 0-1 de Marino Maric al 2-6 donde tuvo que pedir tiempo muerto Biegler los croatas avasallaron a los locales, con un 5:1 que rozó la perfección el candidato con el que nadie contaba y que no tenía nada que perder y mucho por ganar consumó la hazaña. Por su parte los polacos deberán buscar una explicación a esta tragedia, seguramente Sigmund Freud pueda ayudarlos.

Papá baboso, esposo enamorado, extremo derecho y entrenador de Handball. Disfruto mi familia y mi trabajo. Enfermo del Balonmano.
Máster en horno de barro y parrilla.

No comments yet.

Join the Conversation