Curiosidades – Frontera Abierta

  • Autor de la entrada:

Zemanta Related Posts ThumbnailSeguimos trayendo curiosidades para los amantes del Handball, en algún momento hemos tocado el tema de la confección del fixture en Femebal, una tarea que no siempre es sencilla.

Esta vez les acercamos dos situaciones muy curiosas, que implican la inclusión de equipos de muy afuera de la zona Metropolitana (recordemos que hay varios que están fuera, pero estos casos son más que llamativos). Allá por el año 1995 el equipo Uruguayo de Regatas femenino fue incluído en la competencia de Femebal.
El conjunto uruguayo buscaba mayor rodaje, puesto que no había gran cantidad de clubes y estar en Femebal le daba la posibilidad de jugar cada fin de semana.
Hasta aquí todo perfecto, un gesto solidario para con los hermanos rioplatenses. Pero la parte díficil es que ese año la Selección Argentina femenina perdió la clasificación al Mundal a manos de Uruguay, equipo cuya base eran las jugadoras nada menos que de Regatas. O sea que todo ese rodaje, esa experiencia y ese volúmen de juego terminaron jugandonos en contra. ¿Increíble no?

El otro caso fue más acá en el tiempo, en el año 2004 el club marplatense ACHA fue incluído en FEMEBAL, llegando a jugar en Liga de Honor. Al club atlántico se le permitió participar sin presentar las inferiores que siguieron compitiendo en su federación de origen. Los equipos de Femebal debían ir fin de semana por medio hasta Mar del Plata donde por supuesto ACHA era local.
Este tampoco fue un final feliz, por ausencia de algunos jugadores y no se que otros motivos ACHA decidió desistir de participar, dejando un torneo con una fecha libre. Una situación como mínima desprolija.

Bruno Ferrari

Papá baboso, esposo enamorado, extremo derecho y entrenador de Handball. Disfruto mi familia y mi trabajo. Enfermo del Balonmano. Máster en horno de barro y parrilla.

Esta entrada tiene un comentario

  1. Cocinalo

    Hola Bruno

    Que interesante esto que escribiste. Como he sido parte de una de las historias que contas, me gustaría darte algunos detalles:
    La primer aclaración que quisiera hacerte, es que ACHA no fue incluida en 2004 en FEMEBAL. En 2004 consiguió el ascenso a liga de honor, pero el recorrido es mucho mas largo, con por lo menos 6 años de participación en las categorías de ascenso.
    Saber que paso con Acha y su participación en liga de honor, no requiere mucho análisis.
    Basta con revisar el cambio de autoridades en FEMEBAL en ese mismo año y el cambio en las condiciones para la participación del equipo de Mar del plata. Como bien decís, hasta que el equipo de primera división masculino logro el ascenso a Liga de Honor, no hubo mayor inconveniente para que este equipo participara y sus divisiones inferiores, siguieran participando en la liga marplatense. Pero con el cambio de autoridades, sumada a la presión de los clubes que si tenían todas sus categorías en FEMEBAL, terminaron rompiendo un acuerdo de palabra al respecto de este punto. Cuando se le exigio al club marplatense que llevara todas sus divisiones a la liga metropolitana, no cabía discusión posible, porque el reglamento es claro.
    Te cuento esto, porque habiendo vivido la experiencia en carne propia y siendo un enfermo del balonmano como vos, ver el fruto del esfuerzo de años de muchos chicos, que con un sueño y una pelota en la mano, lograron lo que todos les dijeron que era imposible, hacerse humo por las decisiones de una comisión directiva, molesta, pero mas molesta que no se sepa la verdad.
    Yo en lo personal, mas allá de todo lo vivido gracias a este sueño cumplido de jugar Liga de Honor, no me voy a olvidar nunca de la cara del Tano Platti, Viscovich y Martiniano Molina, viendo al costado de la cancha como ese equipo de lujan que alguna vez fue la máxima potencia de un deporte que pocos conocían, se iba al descenso en manos de unos desconocidos del interior.
    Mas allá de los detalles de la historia, haber jugado la liga metropolitana, fue lo mejor que nos paso como deportistas, pero ademas, le brindo al Handball de Mar del plata una vidriera que no había tenido nunca antes y si por haber hecho el esfuerzo que hicimos (porque dejamos plata y tiempo en busca de ese sueño) logramos que un par de chicos mas, se interesen en el deporte.
    Años después de haber dejado el deporte, fui a hacer una compra a un local de Mar del plata y quien me atendió me hizo un descuento que no esperaba. Cuando pregunte porque, su respuesta fue: «Porque haberte visto jugar en ACHA contra esos gigantes de Bs As, era lo máximo para los pocos que jugamos Handball en Mar del plata». Esa medalla, me la llevo a la tumba.
    CABEZA, CORAZÓN y MUÑECA…

Deja una respuesta